El Se√Īor desea¬†transformar nuestro coraz√≥n, mente y vida.

Hay muchas personas que tienen que trabajar en su vida espiritual, la gente necesita entender que se necesita dedicación para la vida espiritual.  Dios trabaja en su corazón si usted se lo permite, pero hay que trabajar.

Las actitudes que nosotros tenemos demuestran si hemos trabajado en nuestro car√°cter; si usted sigue teniendo el mismo temperamento descontrolado, es un problema para usted porque no habr√° cambio. Y Dios transforma nuestro coraz√≥n, renueva nuestra mente, nuestro esp√≠ritu y alma; recuerde somos libres en Cristo Jes√ļs.

Llegué, pues, a Jerusalén, y después de estar allí tres días, (Nehemías 2:11)

El pueblo de Dios fue esclavizado por Babilonia.¬† ¬ŅPorque una persona que ama a Dios y le esta sirviendo, puede ser cautiva otra vez?

Hay personas que son cautivas del miedo, de la inseguridad, son cautivos por los vicios nuevamente; son atrapados por el vicio, son atrapados por las corrientes de este mundo. Y empiezan a levantar altares de “Baales”, dejando de servir a Dios.

Y esto aconteció al pueblo de Israel. Conocían la verdad de Dios, caminaban en su presencia y en su gloria, de igual forma nosotros descuidamos esa relación con Dios y nos abrazamos del mundo.

Cuanta gente sacrificando las cosas del mundo, cuanta gente que dice que ama a Dios, a dejado su vista y la a quitado de Dios y a puesto su esperanza en este mundo.

Ser cautivo nos quita el derecho de la adoración, en Jerusalén no solo fueron los muros derribados, si no que el altar fue derribado, el templo fue derribado para que el pueblo de Dios que era su fuerza ya no adoraran.

Cuando el templo es derribado no se puede sacrificar a Dios, cuando el templo es derribado no puede sacrificar alabanzas, le entra una tristeza, le entra una amargura, le entra un dolor; y empieza ver en su desesperación que Dios no esta con usted y busca adorar otros dioses.

Los hijos de Dios son especiales, lo maravilloso es que Dios viva en usted; El nunca se aparta de su vida. ¬ŅCual fue la causa de caer cautivo? La Idolatr√≠a.

Se fueron detrás de dioses ajenos y empezaron adorar a Baal, hacer culto a las estrellas.  El Cristiano no vive en la suerte del día, el cristiano vive bajo la dirección de Dios; vive dirigido por el Espíritu Santo, el Cristiano vive bajo la protección divina de Dios.

El que habita al abrigo del Altísimo Morará bajo la sombra del Omnipotente. Diré yo a Jehová: Esperanza mía, y castillo mío; Mi Dios, en quien confiaré. El te librará del lazo del cazador, De la peste destructora. Con sus plumas te cubrirá, Y debajo de sus alas estarás seguro; Escudo y adarga es su verdad. (Salmos 91:1-4)

Mi bendición es Dios.

¬ŅCuantos tienen la se√Īal de la sangre?¬† Est√© seguro que tiene la se√Īal de la vida.¬† La se√Īal de la sangre que te limpia de todos tus pecados, la se√Īal de la sangre que trae libertad a tu casa, a tu mente, a tu coraz√≥n, a tu alma; la libertad de la sangre que fue invertida en la cruz del calvario. Esa sangre tiene poder.

Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Se√Īor Jesucristo; por quien tambi√©n tenemos entrada por la fe a esta gracia en la cual estamos firmes, y nos gloriamos en la esperanza de la gloria de Dios. (Romanos 5:1-2)

Cautivo con falta de libertad, sin altar, sin templo, sin que nadie dijera una palabra a Dios, sin profetas.

Me levant√© de noche, yo y unos pocos varones conmigo, y no declar√© a hombre alguno lo que Dios hab√≠a puesto en mi coraz√≥n que hiciese en Jerusal√©n; ni hab√≠a cabalgadura conmigo, excepto la √ļnica en que yo cabalgaba. (Nehem√≠as 2:12)

La mano de Jehová estaba con Nehemías, estaba participando en el propósito de Dios.

Una persona que tiene a Dios esta interesada en el progreso de la obra.  Dios pone en nosotros el querer por el hacer, por su buena voluntad. Dios pone en mi el deseo, el querer; el desanimo se va porque las fuerzas me la da Dios. La capacidad me la da Dios. Esto no es de hombre, es de Dios del cielo.

El que esta lleno de Dios no es ego√≠sta, sufre por los dem√°s. Quiere ver libre a su familia. ¬ŅQue usted y yo estamos haciendo por aquellos que est√°n cautivos?

¬ŅCuantos piensan en los ca√≠dos? Aunque sea usted ora, mire hermano que no se le apague el fuego, que no se le apague la unci√≥n, no se desaliente.

Hijitos, vosotros sois de Dios, y los habéis vencido; porque mayor es el que está en vosotros, que el que está en el mundo. Usted tiene que levantar guerra por los suyos, no se rinda, no se desanime, que sus manos no se caigan, que su rodilla no se paralice; el Dios nuestro va a romper cadenas. (1 Juan 4:4)

Cuando las cosas están difíciles, dele mas, el enemigo lo esta retando pero Dios es mas grande que eso. La muralla se va a caer, sigue clamando que se va romper las cadenas, sigue buscando que la respuesta esta en Dios, tu sanidad esta en Dios, tu libertad esta en Dios, tu bendición esta en Dios.

No se rinda!!

Pastor Silvio Tellez